Por Dastin Cruz

Moroni visitó a José Smith tres veces en la noche y temprano en la mañana el 21 de Septiembre de 1823. Durante estos encuentros se les cito varios pasajes de las escrituras del Antiguo Testamento, en ese entonces el profeta José tenía diecisiete años de edad. Uno de los pasajes más significativos fue tomado de los escritos del profeta Malaquías. Casi cada frase está llena de gran importancia para nosotros que vivimos en la actualidad. Moroni citó a Malaquías con algunas variaciones de la versión bíblica diciendo :
Porque, he aquí, viene el día que arderá como un horno, y todos los soberbios, sí, todos los que obran inicuamente, arderán como rastrojo; porque los que vienen los quemarán, dice el Señor de los Ejércitos, de modo que no les dejará ni raíz ni rama... He aquí, yo os revelaré el sacerdocio por medio de Elías el Profeta, antes de la venida del grande y terrible día del Señor... Y él [Elías] plantará en el corazón de los hijos las promesas hechas a los padres, y el corazón de los hijos se volverá a sus padres. De no ser así, toda la tierra sería totalmente asolada a su venida." (José Smith-Historia 1: 37-39).
Voy a responder algunas preguntas a fin de motivar a un análisis individual de esta doctrina tan importante para nuestra Salvación y Exaltación.

Adán y el Orden Patriarcal

Cuando nuestro Padre Celestial puso sobre esta tierra a Adán y a Eva, lo hizo con el fin de enseñarles la manera de volver a Su presencia. Tras la caída de nuestros primeros padres se les dio a conocer el Plan de Salvación y se les indicó que enseñaran a sus hijos la fe en Jesucristo, el arrepentimiento, el bautismo, recibir el Espíritu Santo y de entrar en el orden del Hijo de Dios. El Presidente Ezra Taft Benson dijo: "Entrar en el orden del Hijo de Dios es el equivalente actual a entrar en la plenitud del Sacerdocio de Melquisedec, la cual sólo se recibe en la casa del Señor... El orden del sacerdocio de que se habla en las Escrituras se menciona a veces como el orden patriarcal debido a que se transmitía de padres a hijos. "[Enseñanzas de los Presidentes de la Iglesia: Ezra Taft Benson, 2014, Capítulo 13: Bendiciones invaluables de la casa del Señor]. Algunos lideres ha relacionado "Perseverar hasta el fin" con las ordenanzas mayores que se reciben en el templo ["Pedro, el Sacerdocio, el Templo, y la Expiación de Cristo", Elder Bruce C. Hafen]

¿Qué es el orden Patriarcal?

Para los Santos de los Últimos Días, el orden patriarcal del sacerdocio es el poder de organización y el principio de la vida familiar celestial. El Élder Bruce R. McConkie escribió esto en su libro: "El gobierno de Dios es de naturaleza patriarcal. El centro es la unidad familiar. En la preexistencia era el Padre de los espíritus y todos los hombres son literalmente, hermanos y hermanas en el espíritu. Al poner al hombre sobre la tierra, el Señor comenzó instalando un gobierno terrenal según el gobierno celestial. Se estableció un sistema teocrático patriarcal perfecto con Adán a la cabeza." [Bruce R. McConkie, Doctrina Mormona, p. 535]

Leemos en la Enciclopedia del Mormonismo: "La orden fue establecida por Dios con el padre Adán y nuestra madre Eva. Son la fuente y los progenitores de toda vida, y aparecerán en la culminación de la historia de la tierra a la cabeza de toda familia sellada de los redimidos. Las promesas hechas a Abraham y Sara pertenecen a este mismo orden."[Ludlow, Daniel H, ed. (1992), Encyclopedia of Mormonism, New York: Macmillan Publishing]

¿Por qué es importante para mi entrar en el Orden Patriarcal?

Es importante porque al entrar en este orden formamos parte de la Familia de Dios y podemos disfrutar de su compañía. Tres años antes de la muerte de Adán, se verificó un gran acontecimiento en el valle llamado Adán-ondi-Ahmán. Allí Adán llevó a su hijo Set, a su nieto Enós y a otros sumos sacerdotes que eran sus descendientes directos, junto con otros de su posteridad recta y después de bendecirles el Señor se les apareció [véase D. y C. 107:53–56]. El Presidente Ezra Taft Benson explicó: "¿Cómo llevó Adán a sus descendientes a la presencia del Señor? La respuesta es: Adán y sus descendientes entraron en el orden del sacerdocio de Dios. Hoy en día diríamos que fueron a la casa del Señor y recibieron sus bendiciones."[Enseñanzas de los Presidentes de la Iglesia: Ezra Taft Benson, 2014, Capítulo 13: Bendiciones invaluables de la casa del Señor]

Profetas posteriores también han tratado de hacer esto. José Smith dijo: "Moisés procuró conducir a los hijos de Israel a la presencia de Dios mediante el poder del sacerdocio, mas no pudo. En las primeras edades del mundo se intentó establecer la misma cosa; y fueron llamados algunos al oficio de un Elias, los cuales trataron de restituir estas mismas glorias, mas no las lograron; sin embargo, profetizaron acerca de un día en que sería restablecida esta gloria. Pablo se refirió a la dispensación del cumplimiento de los tiempos, cuando Dios ha de reunir todas las cosas en uno, etc.; y tendrán que estar allí aquellos hombres a quienes se han entregado estas llaves; y ellos sin nosotros no pueden perfeccionarse... No podemos perfeccionarnos sin ellos, ni ellos sin nosotros. Cuando se realicen estas cosas, el Hijo del Hombre descenderá, y se sentará el Anciano de Días [Adán]; y nosotros podremos llegar a la compañía de muchos millares de ángeles y comunicarnos con ellos y recibir sus instrucciones. S. Pablo explicó lo que Moisés había hecho, y habló del bautismo de los hijos de Israel. (I Cor. 10:1-4) El sabía esto, y también sabía que en la Iglesia se hallaban todas las ordenanzas y bendiciones" [Enseñanzas del Profeta José Smith, compilación de José Fielding Smith,1954, p. 86]

¿Como entro yo en el Orden Patriarcal?

Es a través de la ordenanzas que se reciben en el templo, específicamente por medio de la ordenanza del matrimonio eterno. "En la gloria celestial hay tres cielos o grados; y para alcanzar el más alto, el hombre tiene que entrar en este orden del sacerdocio [es decir, el nuevo y sempiterno convenio del matrimonio] y si no lo hace, no puede alcanzarlo. Podrá entrar en el otro, pero ese es el límite de su reino; no puede tener aumento." (D. y C. 131: 1-4). El Élder Bruce R. McConkie dijo: "...la parte más importante del orden patriarcal se ha preservado para los miembros dignos de la Iglesia. Los que están casados en el templo, en el nuevo y sempiterno convenio del matrimonio, son herederos de todas las bendiciones de Abraham, Isaac y Jacob y de todos los patriarcas que desde entonces entran en el orden patriarcal. Si las partes participantes viven en el convenio del matrimonio eterno, cosecharán las bendiciones completas de una herencia patriarcal en la eternidad, donde el orden patriarcal será el orden de gobierno." [Bruce R. McConkie, Doctrina Mormona, p. 535]

¿Qué es una cadena Patriarcal?

El Élder Bruce R. McConkie explicó: "Los que gobiernen y reinen en el más allá como seres exaltados formarán la cadena patriarcal que comenzará con el Padre Adán y se extenderá hasta que toda persona exaltada esté unida a ella. La exaltación consiste en la continuación de la unidad familiar en la eternidad y todas las familias que continúen de esta manera encontrará su lugar apropiado en la estructura de organización eterna ordenado por el Todopoderoso.

Nadie será olvidado. Las indignas uniones mortales caerán en la eternidad pues no hay ninguna familia en la que todas las generaciones alcanzarán la exaltación; las generaciones posteriores de familias dignas serán unidas en vínculos formados por sus antepasados que alcanzaron una exaltación igual a la de ellos. Todos los que vienen después de Abraham, (sea cual fuere su linaje literal) y vivan de tal manera que sean dignos de tener un lugar en esta gran cadena patriarcal serán unidos al linaje de Abraham y se levantarán y lo bendecirán como padre de ellos. (Abra. 2:9-11.)" [Bruce R. McConkie, Doctrina Mormona, p. 112]

¿Qué llaves tenía Elías el profeta?

El presidente Joseph Fielding Smith dijo: "¿Por qué fue preservado Elías el Profeta? ¿Qué llaves poseía él? ¿Qué llaves confirió a Pedro, Santiago y Juan? Exactamente las mismas llaves que confirió sobre las cabezas de José y Oliverio Cowdery. ¿Y cuáles eran ellas? Algunos de vosotros podéis decir que fueron las llaves del bautismo por los muertos. No, no fue sólo eso. Algunos de vosotros podéis pensar que eran las llaves de la salvación de los muertos. No, tampoco, eso era sólo una parte de ellas. Las llaves que Elías el Profeta poseía eran las llaves del sacerdocio sempiterno, las llaves del poder para sellar, que el Señor le había dado. Esto fue a lo que vino y confirió sobre las cabezas de Pedro, Santiago y Juan; lo mismo que entregó al profeta José Smith; lo cual incluía un ministerio de sellamiento para los vivos así como para los muertos, no únicamente confinado a los vivos ni tampoco a los muertos por separado, sino que incluye a ambos a la vez"(Elijah the Prophet and His Mission, p. 1-25). Además agrego: "Elías vino a restaurar a la tierra, confiriendo sobre profetas mortales debidamente comisionados por el Señor, la plenitud del poder del sacerdocio. Este sacerdocio tiene las llaves de atar y de sellar en la tierra y en los cielos todas las ordenanzas y principios relativos a la salvación del hombre, a fin de que de esta manera los mismos tengan validez en el reino celestial...Ellas son la autorización que prepara a los hombres para entrar en el reino celestial y ser coronados como hijos y herederos de Dios. Estas llaves abarcan el poder para sellar a esposos y esposas por tiempo y eternidad." [Joseph Fielding Smith, Doctrina de Salvación, comp. Bruce R. McConkie (Salt Lake City: Bookcraft , 1954-1956), 2: 68-69.]

El Profeta José Smith dijo:"El espíritu, poder y vocación de Elias el Profeta consiste en estar uno facultado para poseer las llaves de las revelaciones, ordenanzas, oráculos, poderes e investiduras de la plenitud del Sacerdocio de Melquisedec y del reino de Dios sobre la tierra; y de recibir, obtener y efectuar todas las ordenanzas que pertenecen al reino de Dios, aun para tornar el corazón de los padres a los hijos, y el corazón de los hijos a los padres, aun los que están en los cielos." [Enseñanzas del Profeta José Smith, compilación de José Fielding Smith,1954, p. 188]

¿Qué debemos hacer con este poder en la Iglesia como miembros de la Iglesia?

Debemos ser salvadores en el monte de Sión (Abdías 1:21) al unirnos nosotros mismos y a nuestras antepasados en la cadena patriarcal. José Smith explicó : "Pero, ¿cómo van a llegar a ser salvadores en el monte Sión? Edificando sus templos... y yendo a recibir todas las ordenanzas, bautismos, confirmaciones, lavamientos, unciones, ordenaciones y poder de ligar en bien de todos sus antepasados que han muerto ... y en esto consiste la cadena que une el corazón de los padres a los hijos, y el de los hijos a los padres, lo cual cumple la misión de Elías el Profeta” (véase Enseñanzas de los Presidentes de la Iglesia: José Smith, págs. 504–505). Entendamos que la obra vicaria no es SOLO bautismos por los muertos, sino abarca TODAS las ordenanzas que se puedan efectuar a favor de nuestros antepasados fallecidos.

¿Que significa la frase las promesas "hechas a los padres" y que el "el corazón de los hijos se volverá a sus padres"?

Los padres, son los patriarcas antiguos como Adán, Enoc, Noé, Abraham, Isaac, Jacob y José. El presidente Joseph Fielding Smith explicó: "Dios hizo promesas únicas a estos hombres a causa de su fidelidad. Fue la promesa del Señor hecha mediante Enoc, Isaías y los profetas, a las naciones de la tierra, de que vendría el día en el cual los muertos serían redimidos."[Joseph Fielding Smith, Doctrina de Salvación, comp. Bruce R. McConkie (Salt Lake City: Bookcraft , 1954-1956), 2: 90.] Estas ordenanzas fueron reservadas para la Dispensación del Cumplimiento de los Tiempos y es mediante la obra de historia familiar que las bendiciones y las promesas hechas a Abraham están disponibles a los habitantes del mundo de los espíritus. De esta manera, la oportunidad de lograr la exaltación en el reino de nuestro Padre Celestial se extiende a todos los hijos de nuestro Padre Celestial."[Introducción a la Historia Familiar: Manual para el alumno, (2012), Capítulo 8: El convenio abrahámico]

Asimismo el Élder David A. Bednar dijo: "Si responden con fe a esta invitación, el corazón de ustedes se volverá a los padres. Las promesas que se hicieron a Abraham, Isaac y Jacob se arraigarán en su corazón. Sus bendiciones patriarcales, en las que se declara el linaje, los unirá a esos padres y cobrarán mayor significado para ustedes. El amor y la gratitud que sienten hacia sus antepasados aumentará. Su testimonio del Salvador y su conversión a Él serán profundos y perdurables. "["El corazón de los hijos se volverá", Conferencia General, Octubre 2011]

¿Debo entonces hacer mi geneología hasta Adán para unirme a la Cadena Patriarcal?

Sí, se debe hacer hasta donde nos sea posible, ya que la perfección viene mediante la organización familiar celestial. El presidente Joseph Fielding Smith señalo claramente: "En el evangelio de Jesucristo se nos enseña que la organización familiar será, en lo que respecta a la exaltación celestial, una organización completa eslabonada de padre, madre e hijos de una generación, al padre, madre e hijos de la anterior, extendiéndose así hasta el fin del tiempo. Si no hacemos en los templos la obra por nuestros muertos, veréis que nuestros eslabones en esta cadena —cadena genealógica— quedarán rotos; tendremos que apartarnos, por lo menos hasta que el daño sea remediado. Nosotros no podríamos perfeccionarnos en esta organización a menos que se nos de ingreso mediante este selectivo poder sellador, y si hemos dejado de hacer la obra por aquellos de nuestra propia línea, los que han muerto antes quedarán fuera hasta que venga alguien que lo haga por nosotros."[Joseph Fielding Smith, Doctrina de Salvación, comp. Bruce R. McConkie (Salt Lake City: Bookcraft , 1954-1956), 2: 101.] Por ello en las escrituras modernas se nos dice: "Y ahora, mis muy queridos hermanos y hermanas, permítaseme aseguraros que estos son principios referentes a los muertos y a los vivos que no se pueden desatender, en lo que atañe a nuestra salvación. Porque su salvación es necesaria y esencial para la nuestra, como dice Pablo tocante a los padres: que ellos sin nosotros no pueden ser perfeccionados, ni tampoco podemos nosotros ser perfeccionados sin nuestros muertos." (D. y C. 128: 15) Y por su importancia, en el milenio los seres resucitados nos ayudarán a corregir los errores que hayamos cometido durante la investigación de datos de nuestros antepasados fallecidos y a encontrar la información que necesitemos para completar nuestros registros[Principios del Evangelio, (2011), 263–67].

¿Qué sucede si un antepasado rechaza las ordenanzas que hago por él en el templo?

El presidente Joseph Fielding Smith lo explico claramente al decir: "La expresión “no hay salvación sin nuestros muertos” es bastante mal entendida. Todos seremos salvos sin algunos de nuestros muertos, no hay duda, pero el Señor no salvará a los que sean malvados voluntariamente, ésos no serán salvos, ni tampoco aquellos que rehusen aceptar la obra. Dicha expresión significa que no podremos ser salvos sin nuestros muertos que den prueba de ser dignos de salvación. El Señor no salvará a toda su familia, ya que una tercera parte de sus hijos se rebeló en la preexistencia, pero nosotros estamos efectuando la obra genealógica por aquellos que murieron antes que el evangelio fuese restaurado y que no tuvieron la oportunidad, y no para quienes tuvieron toda la oportunidad posible y no la quisieron recibir."[Joseph Fielding Smith, Doctrina de Salvación, comp. Bruce R. McConkie (Salt Lake City: Bookcraft , 1954-1956), 2: 101.]

¿Qué significa lo dicho por Malaquías "no les dejará ni raíz ni rama"?

Quienes no entren en el orden del sacerdocio a través de las ordenanzas del templo:" no pueden ser engrandecidos, sino que permanecen separada y solitariamente, sin exaltación, en su estado de salvación, por toda la eternidad; y en adelante no son dioses, sino ángeles de Dios para siempre jamás." (D. y C. 132: 17)

El Presidente Brigham Young lo explico así: "Hay muchas de las ordenanzas de la casa de Dios que deben llevarse a cabo en un templo que haya sido expresamente erigido para tal fin. Hay otras ordenanzas que pueden administrarse fuera de un templo. Ustedes saben que hay algunas que ya han recibido: el bautismo, la imposición de manos para obtener el don del Espíritu Santo,...y muchas bendiciones que se confieren a la gente y que ha tenido el privilegio de recibir sin un templo. Hay otras bendiciones que no se recibirán y ordenanzas que no se administrarán, de acuerdo con las leyes que el Señor ha revelado, a menos que se realicen en un templo preparado para tales propósitos... pero cuando llegamos a otras ordenanzas de sellamiento [por los muertos], ordenanzas pertinentes al Santo Sacerdocio, para conectar la cadena del sacerdocio desde nuestro Padre Adán hasta ahora, mediante el sellamiento de los hijos a los padres, siendo sellados por nuestros antepasados, etc., no podemos hacerlo sin un templo. Cuando se lleven a cabo las ordenanzas en los templos que habremos de erigir, [los hijos] serán sellados a sus [padres] y a los que han muerto, hasta nuestro Padre Adán. Esto es algo que tendrá que realizarse porque la cadena del sacerdocio fue cortada en la tierra. El sacerdocio abandonó al hombre, pero en primer lugar fueron los hombres quienes abandonaron al sacerdocio. Transgredieron las leyes, cambiaron las ordenanzas y quebrantaron el convenio sempiterno [véase Isaías 24:5], y el sacerdocio los abandonó; pero no sin que antes ellos abandonaran al sacerdocio. El sacerdocio ha sido nuevamente restaurado y mediante su autoridad seremos conectados con nuestros antepasados mediante la ordenanza del sellamiento hasta que hayamos formado un perfecto encadenamiento desde nuestro Padre Adán hasta el fin del mundo [véase D. y C. 128:18]. Esta ordenanza no puede efectuarse en ningún otro lado sino en un templo; tampoco podrán los hijos ser sellados a sus padres en ningún otro lado sino en un templo... Entonces los padres, después de recibir sus investiduras y ser sellados por esta vida y la eternidad, y tengan otros hijos, éstos serán engendrados y nacerán bajo el convenio y son herederos legítimos del reino y poseen las llaves del mismo. Los hijos nacidos antes de que sus padres entren en la plenitud de los convenios tendrán que ser sellados a ellos en un templo para convertirse en herederos legítimos del sacerdocio. Es cierto que pueden recibir las ordenanzas, recibir sus investiduras y ser bendecidos junto con sus padres; sin embargo, sus padres no podrán reclamarlos legal y debidamente en la eternidad a menos que sean sellados a ellos. En realidad, la cadena no podrá completarse sin que se lleve a cabo esta ordenanza del sellamiento" [(DBY, 399–401; Enseñanzas de los Presidentes de la Iglesia: Brigham Young, 1997)]

¿Qué es el espíritu de Elías?

El élder David A. Bednar lo explico recientemente: "El élder Russell M. Nelson ha enseñado que el espíritu de Elías es "una manifestación del Espíritu Santo que da testimonio de la naturaleza divina de la familia" (“Un nuevo tiempo para la cosecha”, Liahona, julio de 1998, pág. 36). Esa singular influencia del Espíritu Santo impulsa a las personas a buscar los datos, documentar y valorar a sus antepasados y parientes, tanto pasados como presentes. El espíritu de Elías surte su efecto tanto en las personas que son miembros de la Iglesia como en las que no lo son. Sin embargo, como miembros de la Iglesia restaurada de Cristo, tenemos la responsabilidad, adquirida por convenio, de buscar a nuestros antepasados y proporcionarles las ordenanzas salvadoras del Evangelio."["El corazón de los hijos se volverá", Conferencia General, Octubre 2011]

¿La Historia Familiar es solo un programa de la Iglesia?

El élder David A. Bednar también aclara: "La historia familiar no es tan sólo un programa o una actividad interesante auspiciada por la Iglesia; más bien, es una parte vital de la obra de salvación y exaltación" ["El corazón de los hijos se volverá", Conferencia General, Octubre 2011]

Axact

Dastin Cruz

Soy de Perú y miembro de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días. Servi como misionero en el estado de Oaxaca, México. En este blog trato de dar a conocer nuestras creencias y la doctrina de la iglesia, a su vez aclararando temas que en ocasiones son malinterpretados. Hoy debido a toda la información que circula en la red es importante estar informado sobre nuestras creencias, doctrinas e historia a fin de explicarlas con mayor claridad. Agradezco en especial por su apoyo al amor de mi vida, Ana Rosa Lopez Cruz

Publicar un Comentario:

0 Comentarios: