Por Lance Starr

Traducción Libre: DPCS


El inframundo del antimormonismo está lleno de argumentos vacíos y están
lanzadas de acusaciones no investigadas sin hacer caso de la exactitud o la verdad. Un tal argumento es la afirmación que Jose Smith no califica como un mártir debido a sus acciones en ese día sombrío en la Cárcel de Carthage en 1844. Los críticos afirman que Jose Smith no es un mártir porque, aun en la prisión,él tuvo una arma y tuvo la temeridad de defenderse, y defender a su hermano y sus compañeros disparando contra la multitud, matando a dos hombres. Sin embargo, es el propósito de este escrito demostrar que estos argumentos son especiosos y completamente sin base.

Una Cuestión de Definiciones Cambiantes

Con el propósito de hacer su argumento defendible, los críticos deben hacer dos cosas. Primero, deben tomar algunas libertades creativas con el idioma inglés. Éste es un método bastante común de antimormones y usualmente consta de redefinir una palabra con la intencion de excluir. En este caso, la palabra siendo redefinido es el término "martir" . Webster's New World Dictionary define a un mártir como "una persona que elige sufrir o morir en vez de entregar su fe o sus principios".1 El Recurso en línea, Dictionary.com, define a un mártir como "uno que elige sufrir la muerte en vez de renunciar a los principios religiosos". 2 Ambos son casi definiciones idénticas y claramente estandares, y ni uno ni otro incluyen un requisito o un calificador de cualquier tipo. Sin embargo, algunos escritores antimormones han tomado el término martir y sutilmente han cambiado su definición para satisfacer sus necesidades. En la nueva definición probablemente se lea algo como esto: Mártir: Una persona que elige sufrir o morir en vez de entregar su fe o sus principios sin ninguna resistencia o esfuerzo en su defensa propia en absoluto.3 De este modo Habiendo Redefinido el término, luego lo aplican a la muerte de Jose Smith en un intento de negarle el título de mártir. Hacen esto sin justificación léxica, histórica o bíblica en absoluto.4

Tratando con Trivialidades Historicas

Sin embargo, simplemente redefiniendo el término no crean un argumento exitoso. Así, el segundo aguijón del ataque cuenta con la ignorancia de una persona de hechos triviales de la historia mormona. Muchos miembros de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días (y esto es especialmente real en miembros nuevos o menos activos) no se dan cuenta de todos los detalles agudísimamente pequeños de la historia de la Iglesia. Se ha convertido en un método común entre algunos aficionados antimormones de la historia mormona para usar esta ignorancia histórica como un arma. Estos escritores a menudo afirman "exponer" estos acontecimientos menores de la historia de la Iglesia en un intento sensacionalista para conmocionar


Los miembros de la Iglesia con revelaciones "ocultas" o historias "secretas" acerca de varios episodios en la historia de la Iglesia. A menudo afirman que la Iglesia ha mantenido en secreto este conocimiento por el miedo que si fue de conocimiento publico causaría inmediatamente que muchos miembros de la Iglesia renuncien a su fe y dar como resultado la ruina de la Iglesia. Insinúan que la Iglesia mantiene estos "secretos" en una bóveda impenetrable con acceso restringido para pocos selectos. Lo que los antimormones nunca señalan, es que encontraron estos "secretos", en libros que son ampliamente publicados por la Iglesia de Los Santos de Los Últimos Días para el uso público. Eso es difícilmente un acto de alguien que quiere mantener un secreto. 5


Por consiguiente, alterando la definición de una palabra, luego hallando algún acontecimiento en historia de la Iglesia que parece contradecir esta definición modificada, los antimormones deshonestamente han abusado de la historia de la Iglesia y han engañado a las muchas personas. Déjenos ahora fijar la atención en el caso a mano: El martirio de Jose Smith y los elementos que fueron antes mencionados.


El Arma de la Cárcel de José Smith


El primer reclamo albergado por los críticos es que Jose Smith tuvo un arma en a celda de la cárcel a la hora que fue atacado y que él disparó aquella arma contra la multitud atacante. Esta afirmación es cierta. Smith tuvo una arma (de hecho en algunos relatos él tuvo dos: Un sixshooter 6 y una pistola de Derringer-Type de tiro a tiro) y él usó esa arma. Sin embargo, a pesar de qué los críticos afirman esto, no es ni alguna vez ha sido un secreto.7 John Taylor, quien estaba también en la celda aquel día con los hermanos Smith, registró los acontecimientos de aquel día:


¡ Nunca olvidaré el sentimiento profundo de simpatía y respeto manifestado en el semblante de Hermano Jose mientras corria cerca a Hyrum, y, recostándose sobre él, exclamo, Oh ! mi pobre hermano, amado Hyrum"! Él, sin embargo, instantáneamente se levantó, y en un gesto firme, a paso rápido, y en una determinada expresión de semblante, se acercó a la puerta, y tirando de la izquierda del revólver de seis tiros del Hermano Wheelock desde su bolsillo, abrió la puerta ligeramente, y chasqueó la pistola seis veces consecutivas. Sólo tres de los barriletes, sin embargo, fueron descargados. Después supe que dos o tres fueron heridos por estas descargas, dos de quienes, estoy informado, murieron. 8


Hay un par de cosas para ser notados aquí. Primero, esta historia viene de una publicación de Los Santos de Los Últimos Días9 que no estaba escondido en alguna bóveda u ocultado fuera en algún escondite secreto de la montaña. Segundo, José no disparó su arma hasta después de que su hermano Hyrum fue golpeado y asesinado. Por lo regular en la ley común de los Estados Unidos, él tirar los disparos sería estimado un acto justificable de autodefensa. 10 También, notar que Taylor dijo que fue de "su entendimiento que dos o tres hombres fueron heridos por los disparos que Smith disparó y que él fue solamente "informado" luego, que dos de los hombres habían muerto. ¡En otras palabras, Taylor no tuvo conocimiento de primera mano de estos acontecimientos! El subsiguiente estudio demuestra que la información que Taylor recibió fue incorrecta.


El primer argumento antimormón enfoca la atención en el hecho de que Jose tuvo un arma de fuego y que él usó ese arma de fuego para defenderse. Si usted recuerda la definición antimormona de un mártir, el mártir está obligado a someterse voluntariamente a su destino, es decir, Él debe ir como un "cordero al matadero".11 Esta frase un poco induce al error, sin embargo, especialmente para aquellos críticos que son completamente ignorantes del hecho agrícola. Para los detractores, la frase "cordero al matadero" insinúa una sumisión completa a un destino sin algún intento de defensa propia o escape. 12Sin embargo, alguien que alguna vez ha trabajado en una granja o en un matadero sabe que las ovejas no van voluntariamente a la matanza. Patean y dan saltos bruscos, balan, gritan, y hacen todo intento para librarse de su destino. De hecho, hacen un sonido tan embrujador, que el título de una película de Hollywood sumamente popular se basó en él:


El Silencio de los Corderos.
El término "cordero al matadero" simplemente se refiere a la inevitabilidad del resultado final. No importa cuán valerosamente con valor luchan, el destino de las ovejas es finalmente silenciado. Si le aplicamos esta comprensión a Jose Smith y su hermano, queda claro que verdaderamente fueron muertos como corderos. 13


Lo suficiente interesante, tal parece ser que la amenaza inminente de la muerte y el dolor pueden causar que aun el más perfecto de los hombres tenga dudas. Un argumento muy plausible puede ser hecho de que, adoptando la nueva definición del término "mártir" y aplicándola como lo hacen, los críticos niegan el término no sólo a Jose Smith, sino al último mártir, al mismo, Jesucristo. Las Escrituras demuestran que el Sacrifico de Cristo no fue plenamente algo deseoso.(Nota: No se refiere a su sumisión perfecta su Padre)

Llegado al lugar les dijo: "Pedid que no caigáis en tentación." Se apartó de ellos como un tiro de piedra, y puesto de rodillas oraba diciendo: "Padre, si quieres, aparta (pasa) de mí esta copa; pero no se haga mi voluntad, sino la tuya."14

Parece entonces, que Cristo, por lo menos, penso en parte no padecer los pecados del mundo, recibir clavos grandes a través de sus manos y sus pies, siendo levantado en una cruz, y recibir una lanza a través de su costado. De ser así, entonces de seguro Joseph Smith, siendo solamente humano, puede ser eximido por sus acciones llevadas en un momento de enojo, bajo el miedo y la coacción de la muerte y el dolor (por la perdida de su hermano). Sin embargo, según los críticos antimormones, esta reticencia en Cristo en parte no es admisible en su definición modificada que establecen de lo que es un mártir. Así podemos ver los peligros y las dificultades de usar definiciones alteradas como una herramienta de exclusión.

La Muerte de los del Populacho

La segunda objeción de los críticos es que, en el transcurso de defenderse Joseph Smith disparo y mato a dos miembros de la chusma que atacó la cárcel Carthage. Como note anteriormente en la cita de John Taylor, ésta fue una creencia medianamente común entre los Santos antiguos, quienes no parecieron haber cuestionado los informes que recibieron.

Esto es una desgracia, sin embargo, porque la evidencia demuestra que estos informes fueron falsos.

Primero, una lección pequeña de la historia: Después de la muerte de Jose y su hermano, Hyrum, el Estado de Illinois hizo un intento poco entusiasta en la justicia. Nueve enjuiciados fueron acusados del asesinato de Jose Smith. "John Wills, William Voras (Vorhees), William N. Grover, Jacob C. Davis, Mark Aldrich, Thomas C." Sharp ", Levi Williams, y dos hombres llamados Gallaher y Allen,cuyos nombres no les fueron dados".15

No es muy conocido por la mayoría que de los hombres que fueron acusados mas cuatro de ellas nunca fueron arrestadas.

Wills, Voras y Gallaher fueron probablemente llamados en la acusación porque sus heridas, que mostraron testimonio que fueron recibidas en la cárcel, fueron prueba irrefutable que habían participado.En el populacho. Indudablemente reconocieron su vulnerabilidad y huyeron del condado. Un testigo contemporáneo reportó que estos tres decían que fueron los primeros hombres en la cárcel, uno de ellos disparó contra entre la puerta matando a Hyrum, que José hirió a todos los tres con su pistola, y que Gallaher disparó contra José mientras él corría a la ventana.

Según el testimonio presencial, Wills recibió disparos en el brazo, Gallaher recibió disparos en la cara y Voras recibió disparos en el hombro. 17 Los Hechos demuestran que Smith en verdad disparó tres disparos de su pistola, hiriendo a los tres hombres mencionados arriba. El testimonio también demuestra que ninguno de ellos murió. De hecho, vivieron por mucho tiempo, lo suficiente como para recibir nuevos procesos judiciales de algunos ciudadanos locales como parte en el asesinato de un hombre inocente. 18 Este esfuerzo engañoso así se desmorona bajo el peso de sus propias mentiras. 19
Axact

Dastin Cruz

Soy de Perú y miembro de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días. Servi como misionero en el estado de Oaxaca, México. En este blog trato de dar a conocer nuestras creencias y la doctrina de la iglesia, a su vez aclararando temas que en ocasiones son malinterpretados. Hoy debido a toda la información que circula en la red es importante estar informado sobre nuestras creencias, doctrinas e historia a fin de explicarlas con mayor claridad. Agradezco en especial por su apoyo al amor de mi vida, Ana Rosa Lopez Cruz

Publicar un Comentario:

2 Comentarios:

  1. Si es cierto... asi como Cristo que saco un "revolver" y mato a dos de los romanos mientras estaba en la cruz... por eso fue llamado "Cordero", como oveja llevada al matadero... Asi tambien JS...

    ResponderEliminar
  2. Este hombre no sabe leer los documentos de arriba

    ResponderEliminar